Mujeres Precursoras: Flora Tristán

Feminista socialista, creadora del famoso lema de acción ‘Proletarios del mundo, ¡Uníos!

“La ley que esclaviza a la mujer y la priva de instrucción, os oprime también a vosotros, hombres proletarios. (…) En nombre de vuestro propio interés, hombres; en nombre de vuestra mejora, la vuestra, hombres; en fin, en nombre del bienestar universal de todos y de todas os comprometo a reclamar los derechos para la mujer”

 

Escritora, activista y pensadora feminista francesa, con ascendencia de la aristocracia peruana.

216.jpg Flora Celestine Therese Henrriete Tristán Moscoso nació el 7 de abril de 1803 en París. Hija de una dama francesa, Therese Laine y del aristócrata peruano Mariano Tristán Moscoso, quien no la reconoció legalmente. Esta condición de hija ilegítima le impidió recobrar los bienes pertenecientes a su padre, por lo que se vio obligada a contraer apresuradamente un matrimonio de conveniencia que, años después, se disolvió a causa de los celos y malos tratos de su esposo.

En los primeros años de vida y antes de que su padre muriera, no se vio privada de nada y creció en un hogar que siempre estaba concurrido por visitas del nivel de Simón Bolívar, visitas que ocasionaron rumores malintencionados.

A la muerte de su padre todo cambió para Flora comenzando las penurias económicas, pues se pierde el contacto con la parentela peruana y por lo tanto el envío de dinero se ve interrumpido. Su madre no pierde la esperanza de obtener el patrimonio de Perú, y trata por todos los medios de darles a sus hijxs una educación digna.

No obstante, las dificultades económicas fueron tales que en 1820, Flora entra a trabajar como obrera en un taller de litografía. Su dueño era André Chazal, quien se enamora de ella. Un año después se casó con él y tuvo tres hijxs entre ellxs quien había de ser la madre del pintor Gauguin.

En 1826, Flora decide acabar con la farsa de un matrimonio en el que sufría maltratos de todo tipo. Se inicia entonces una lucha legal por la custodia de su hijo y de su hija que duraría 12 años.

Es para este momento, que su múltiple condición de hija no reconocida legalmente, mujer maltratada y mujer separada, la vida de carencias y el contacto con las obreras, despiertan en ella una toma de conciencia de su condición de paria. Esta actitud y pensamiento ya no la abandonaría nunca más,  y la convierte en una de las precursoras del movimiento feminista que ha luchado a lo largo de los años por los derechos de las mujeres y muy espcíficamente de las trabajadoras, como parte de la clase proletaria.

En 1833 visitó Perú con el fin de reclamar su herencia paterna y esclarecer todo lo relacionado con su situación familiar, empresa que se vio frustrada por las constantes negativas de su tío paterno, Juan Pío.

Estando en Perú, Flora conversa y arenga a las mujeres de Lima y de Arequipa para que busquen la liberación de la mujer, y para que luchen por sus derechos, lo que por supuesto escandaliza a todo el Perú.

Su obra Peregrinaciones de una paria (París, 1834; traducida al español en 1946) recoge, con un auténtico sabor romántico, sus impresiones durante el viaje a Lima y Arequipa, y muestra su identificación con las costumbres propias de ambos lugares.

De regreso a Francia, emprendió una campaña a favor de la emancipación de la mujer, los derechos de la clase trabajadora y en contra de la pena de muerte.

En 1840 publicó Unión obrera, en donde clama por la necesidad de los trabajadores de organizarse y aboga por su ‘unidad universal’. Fue la creadora de la consigna ‘Proletarios del mundo, Uníos’. Karl Marx afirmó que Flora Tristán era ‘una precursora de altos ideales nobles’

Se dedicó a escribir para expresar su pensamiento revolucionario.

Flora Tristán no sólo se limitó a luchar por los derechos de la mujer, o por los derechos de la clase obrera, las causas más radicales de la época, sino que también se opuso a la esclavitud, al oscurecimiento religioso y a la pena de muerte.

En 1844, Flora adquiere fiebre tifoidea y muere ese mismo año sin haber dejado su activismo político y social. Su influencia con los grupos obreros fue tal que estos no olvidaron sus ideales o sus luchas; en 1848 le dedicaron un monumento que colocaron en su tumba y organizaron una marcha de más de ocho mil personas en honor a sus ideales.

BIBLIOGRAFÍA

  • La situación de las mujeres extranjeras pobres en Francia 1835
  • Peregrinaciones de una paria1838
  • Paseos por Londres 1840
  • La Unión Obrera 1842
  • La Emancipación de la Mujer 1846

ENLACES DE INTERÉS

[Fuente: Glosario Mujeres Precursoras ]

Comments

  • Excelente e interesante post. ¿Podría el autor/a ponerse en contacto conmigo? Mi correo está en el formulario para escribir este comentario.

    Saludos cordiales,

    iknowpolitics.org

    iKNOW Politics02/08/2013
  • Hola!

    Gracias por el comentario; celebro que os haya gustado el post 😉
    Os he enviado un correo, así que ya teneis el mío también …

    Seguimos en contacto!

    Carmen

    adminsgd03/08/2013
  • Me alegra ver que a los 210 años de su nacimiento, la feminista más solitaria, maltratada, silenciada, vilipendiada y ninguneada de la historia del socialismo revolucionario, es recordada y reivindicada por fin por algunas feministas, por ahora. Solo el Feminismo Político la ha tenido siempre en cuenta publicando y difundiendo su pensamiento y su esforzada y heroica vida. Antes de Marx y sus teorías comunistas y socialistas, ella trató de organizar a los y las obreras en los primeros sindicatos de clase difundiendo por toda Francia un periódico que elaboraba ella misma. Si viviera ahora estaría tratando de crear sindicatos y partidos políticos feministas. Ningún sindicato ni partido político de la izquierda patriarcal, ha difundido ni enseñado nunca a sus afiliados que las consignas marxistas y socialistas eran obra y creación de una mujer: Flora Tristán. Solo los grupos feministas de corto alcance lo intentaron reivindicar sin éxito. Ya va siendo hora de desplazar la hegemonía masculina de todo lo que se ha hecho en la Historia por la humanidad.
    ¡Hasta la victoria siempre!
    Venceremos y convenceremos
    Elena B.

    Elena Bengoechea07/10/2013

Responder a Elena Bengoechea Cancelar respuesta